viernes, 9 de mayo de 2014


2 comentarios:

  1. Muchas veces se paga con creces al malentendido o la desatención =(
    el sufrimiento pasa factura.

    ResponderEliminar
  2. Conozco ese sabor...como cualquiera!
    Este humilde blog, si no fuera por tu compañía ,jajaja sería mudo.

    Un gran abrazo.

    ResponderEliminar